La actualidad de todo Vall d'Hebron

Las enfermeras de la Unidad de Infecciones de Transmisión Sexual (UITS) Drassanes-Vall d’Hebron reciben el premio Bona Pràctica 2018 del Col·legi d’Infermeres

Miércoles, 10 Abril, 2019

Se trata de un galardón otorgado por el Col·legi Oficial d'Infermeres i Infermers de Barcelona, que reconoce la visión y capacidad organizativa de la UITS Drassanes-Vall d'Hebron

La Unidad de infecciones de transmisión sexual (UITS) Drassanes-Vall d’Hebron ha recogido esta tarde el premio Enfermería y sociedad a Bona Pràctica 2018, que otorga el Col·legi Oficial d'Infermeres i Infermers de Barcelona (COIB). Con este galardón se ha reconocido su visión y capacidad organizativa, que ha permitido dar respuesta el aumento de la incidencia de las infecciones de transmisión sexual. Se trata del principal centro de atención a este tipo de patología de Cataluña y cuenta con un equipo enfermero altamente cualificado y con un rol autónomo en la prevención, detección precoz y asistencia.

Las enfermeras y enfermeros de la UITS, que integran un equipo multidisciplinar formado por cuatro médicos y cinco enfermeras, atienden prácticamente el 50% de las 10.000 visitas anuales que recibe el centro. A través de las funciones de cribado, seguimiento y control de los usuarios, especialmente en colectivos de alto riesgo, este equipo ha contribuido a mejorar la salud sexual de las personas y a interrumpir la cadena de transmisión de estas patologías a la comunidad. “Además de la atención al paciente promovemos la educación sanitaria relacionada con la prevención de prácticas sexuales de riesgo”, destaca Montserrat Llinas, supervisora de enfermería en la Unidad de infecciones de transmisión sexual (UITS) ) Drassanes-Vall d’Hebron. El trabajo diario de la unidad la ha convertido en un modelo de referencia y pionero, reconocido ahora por el COIB.  

El equipo enfermero del UITS también desarrolla en esta unidad tareas de investigación y de docencia: forma a alumnos de enfermería, residentes de diferentes especialidades y futuros referentes en infecciones de transmisión sexual en otros centros de atención primaria. Las infecciones de transmisión sexual se abordan desde una atención holística que tiene en cuenta los aspectos emocionales y psicológicos. Se trabaja para conseguir una actitud que favorezca una relación terapéutica, especialmente en el abordaje de nuevos diagnósticos de VIH.

La Unidad de infecciones de transmisión sexual Drassanes-Vall d’Hebron también se caracteriza por el estudio de contactos o la búsqueda activa de personas potencialmente expuestas. Se trata de asegurar un diagnóstico precoz y un tratamiento efectivo inmediato.“Una de las principales características que potencia nuestra unidad es favorecer la accesibilidad a la asistencia y cobertura de pruebas diagnósticas de VIH y otros ITS, con independencia de los recursos y la procedencia del usuario”, resume Montserrat Llinas. En la detección de estas enfermedades, el papel de la enfermería es crucial.

Ante la gran demanda de usuarios y el nuevo escenario epidemiológico se ha aplicado en el último año un rediseño del modelo organizativo a través de la metodología LEAN con el apoyo de la Unidad de Procesos del Hospital. El nuevo modelo implantado incluye las agendas de enfermería de triaje, atención inmediata, atención programada y la agenda de diagnóstico rápido que fomenta la detección de ITS en usuarios asintomáticos de alto riesgo.

* Foto cortesía de Fundació Infermeria i societat

Comparte este contenido