La actualidad de todo Vall d'Hebron

Instalamos el acelerador de radioterapia más innovador para mejorar la precisión y la seguridad en los tratamientos

Lunes, 11 Marzo, 2019

Vall d’Hebron empieza a hacer tratamientos de radioterapia con el primer acelerador Halcyon instalado en el Estado. Se trata de la tecnología más avanzada en su campo y permitirá realizar tratamientos de alta precisión de forma muy rápida y segura.  Éste es el primer equipo del que se empiezan a beneficiar los pacientes gracias a la donación de la Fundación Amancio Ortega a la sanidad pública catalana. Vall d’Hebron recibirá dos aceleradores más como consecuencia de esta donación. Es fruto del convenio firmado por la Generalitat y la Fundación Amancio Ortega para renovar equipos oncológicos, cuyo importe alcanza los 47 millones de euros.

Los pacientes de Vall d’Hebron han empezado a beneficiarse del primer equipo fruto de la donación realizada por la Fundación Amancio Ortega en Catalunya. Se trata de un acelerador de radioterapia Halcyon destinado al tratamiento de pacientes oncológicos. Es un modelo muy innovador que permitirá realizar tratamiento de radioterapia volumétrica de forma muy rápida y mejorando la precisión y la seguridad. Es el primer acelerador de este tipo que se instala en el Estado. En el año 2017, la Fundación Amancio Ortega firmó un acuerdo con la Generalitat para donar 47 millones de euros para la compra de equipos de radioterapia y de tecnología para el cribado y el diagnóstico del cáncer de mama.

La radioterapia volumétrica consiste en la utilización de haces de radiación de alta energía para el tratamiento de los pacientes con cáncer. El objetivo es destruir el tumor sin dañar el tejido sano. A veces, la radioterapia se usa para eliminar completamente el tumor. En otras ocasiones se emplea para reducir la medida del tumor para facilitar la extirpación quirúrgica o tratar de forma preventiva las zonas de riesgo. También se utiliza en los tratamientos paliativos para controlar el dolor y mejorar la calidad de vida.

Vall d’Hebron cuenta con cuatro aceleradores lineales, uno de ellos instalado en 2015. El Halcyon sustituye al acelerador más antiguo. Y dos más se renovarán este año gracias al acuerdo con la Fundación Amancio Ortega. El Dr. Vicenç Martínez, gerente del Hospital Vall d’Hebron, señala “que Halcyon es un acelerador de radioterapia de última generación, el más moderno en su campo. Queremos agradecer a la Fundación Amancio Ortega estas donaciones, que nos permitirán mejorar el tratamiento con radioterapia de los pacientes con cáncer”.

En este sentido, como añade la Dra. Mercè Beltran, jefa del Servicio de Física y Protección Radiológica, el nuevo acelerador Halcyon tiene unas características dosimétricas, es decir, de distribución de las dosis de radiación, idóneas para llevar a cabo tratamientos de radioterapia de intensidad modulada (IMRT) y arcoterapia volumétrica de intensidad modulada (VMAT). “De este modo, podremos administrar altas dosis de radiación a los tumores aplicando niveles bajos de dosis a los tejidos sanos, hecho que reduce los efectos secundarios del tratamiento. El acelerador lleva incorporado un sistema de imagen de alta calidad que permite comprobar que estas técnicas tan complejas se administran con gran precisión y seguridad”, señala la Dra. Mercè Beltran. 

Una gran novedad respecto a otros modelos es que este acelerador incluye un sistema de control de imagen obligatorio. Por lo tanto, el aparato adquiere cada día una imagen del paciente colocado en la tabla de tratamiento antes de administrar la dosis de radiación. “Halcyon, en pocos segundos, compara la imagen del tratamiento planificado con la imagen real del día y aplica automáticamente los desplazamientos necesarios para que el paciente reciba el tratamiento en el lugar calculado”, señala la Dra. Mercè Beltran. Y también se mejora la identificación del paciente. Cada vez que un paciente inicia tratamiento, previamente aparece su fotografía en la pantalla del acelerador. El paciente tiene que validar la fotografía, hecho que garantiza que el tratamiento programado por el acelerador es el suyo.

Además, este acelerador es más rápido que los modelos anteriores y facilita el flujo de trabajo de los profesionales. “Podremos tratar a unos 400 pacientes el año. Este equipo lo dedicaremos a tratar tumores de la zona pélvica, como los tumores de próstata y los ginecológicos. También trataremos pacientes con cáncer de pulmón”, comenta el Dr. Jordi Giralt, jefe del Servicio de Oncología Radioterápica. 

Más allá de la seguridad, la precisión y la capacidad para tratar a más pacientes, este nuevo acelerador también mejorará el confort. “La humanización del tratamiento es un aspecto muy importante para el paciente y se ha priorizado en el Halcyon. El tratamiento es más corto y menos ruidoso. Se ha mejorado la comunicación visual y auditiva con los profesionales mientras el paciente recibe tratamiento. Y se ha creado un ambiente más amigable instalando unas luminarias que reproducen la luz del día. Estos detalles son importantes para dar confort a los pacientes, especialmente cuando tratamos a niños”, añade el Dr. Jordi Giralt.


Servicio de Oncología Radioterápica de Vall d’Hebron

La radioterapia es una especialidad que requiere alta tecnología y un equipo de personas multidisciplinario. Los principales profesionales que intervienen en el tratamiento son los oncólogos radioterápicos, que son los médicos responsables del tratamiento; los físicos, que programan los aparatos para que administren la dosis planificada, así como los técnicos de radioterapia, que son las personas que, cada día, tratan a los pacientes. En el Hospital Vall d‘Hebron se tratan unos 2.000 pacientes cada año, y en más del 75% de ellos se utilizan técnicas complejas. Es el centro de referencia en radioterapia oncológica pediátrica en Catalunya. Por eso, en Vall d’Hebron se tratan el 80% de los pacientes pediátricos catalanes y muchos de los casos complejos de todo el Estado. Los profesionales del servicio también participan en proyectos de investigación para mejorar la supervivencia. Con la incorporación de los tres nuevos aceleradores, el servicio dispondrá de la tecnología necesaria para hacer tratamientos de última generación en oncología radioterápica.

Comparte este contenido
Profesionales relacionados
Dr. Vicenç
Martínez Ibáñez
Dra. Mercè
Beltran Vilagrasa
Jefe de Servicio
Física y Protección Radiológica
Dra. Maria Jesus
Mañas Garcia
Médico
Oncología Radioterápica
Noticias y actividades
Descubre más